Sesión de mesoterapia de presión con descarga progresiva de ácido hialurónico no reticulado en la zona facial a tratar. Se realiza relleno de labios, rictus (arrugas costado de la nariz), labio superior y arrugas en la frente. La inyección de ácido hialurónico por inducción es menos agresiva, tiene un efecto más natural y es necesario un mínimo de dos sesiones para notar un cambio visible y duradero. El precio varía según el paciente y la zona a tratar.